Opinión | 19 Julio 2019

Sobre la dramática situación que está ocurriendo en Osorno con el corte de agua

La dramática situación que está ocurriendo en Osorno con el corte de agua, que ya se extiende por más de una semana y que afecta a más de 200 mil personas, la falta de respuesta por parte de la empresa Essal, que no maneja una fecha respecto a cuándo se repondrá el servicio en la comuna, la falta de decisión del gobierno y la falta de que la Superintendencia de Servicios Sanitarios abra un expediente de caducidad e inicie el informe para caducar la consesión de la sanitaria de Osorno, es lo que está pidiendo la ciudadanía a gritos y el gobierno no ha sabido responder.

Los habitantes de Osorno salieron a la calle a protestar contra las autoridades y ejecutivos de la empresa. Desde el 10 de julio, fecha en que se confirmó el episodio contaminación, la población pedía el fin de la concesión de Esaal y la renuncia del intendente de Los Lagos, Harry Jürgensen, por su nula gestión de la emergencia.

La ley del Consumidor establece que debe existir una indemnización directa que se refleje de forma automática en la próxima boleta que reciba la persona. Esta compensación debe ser de un monto equivalente a diez veces del valor promedio del servicio otorgado diariamente, por cada día sin suministro de agua, en este caso.

Para Hernán Calderón, presidente de Conadecus, las negligencias ocurridas en esa zona son responsabilidad de la empresa sanitaria Essal, “éstas negligencias no solo tienen que ver con la continuidad del servicio básico como el agua, sino que además tienen que ver con infracciones a la legislación sanitaria y de almacenamiento de combustible. El corte de agua debe ser excepcional y no un caso permanente, como ha ocurrido en esta situación, donde ni siquiera la empresa tiene la certeza de que el servicio va a quedar normalizado, tampoco está claro si la calidad del agua está garantizada para que sea para el consumo humano”

“Ante las fallas e infracciones reiterativas que ha tenido esta empresa, con más de 80 procedimientos en su contra, lo que corresponde es que la concesión sea caducada, pero para eso se necesita la decisión del gobierno y que exija a la Superintendencia de Servicios Sanitarios que inicie el “procedimiento con el informe de caducidad” que debe emitir y así definitivamente dejen de sufrir los ciudadanos de Osorno, que necesitan de un servicio básico como es el agua, por lo tanto, lo que esperamos es que el gobierno tome decisiones concretas, ya que no puede seguir dilatando el procedimiento de caducidad contra la empresa, señaló Calderón.

Publicado por
Conadecus

¿Necesitas ayuda?

Entregamos asesoría legal gratuita, denuncia para proteger tus derechos.

Valentín Letelier #16, Santiago

[email protected]
+56 2 26725150

Agenda Conadecus